Luis Enrique Cisneros nació el 5 de abril de 1903; sus padres fueron don Joaquín Cisneros Paredes y la señora Antonia Jácome Terreros. Su educación primaria la recibió en la escuela 10 de Agosto, de Otavalo, mientras la secundaria la cursó en los colegios Teodoro Gómez de la Torre, de !barra, y Mejía, de Quito. En 1929 se graduó de Cirujano Dentista en la Universidad Central del Ecuador.

Siempre estuvo relacionado con la actividad cultural. En sus años juveniles perteneció al Grupo Universitario Gonzalo Zaldumbide, que publicaba la revista El Universitario. Formó parte de la Liga de Cultura José Vasconcelos y participó en la fundación de la Casa de la Cultura Ecuatoriana, Núcleo de Imbabura.

En lbarra, mientras era estudiante del colegio Teodoro Gómez de la Torre, triunfó en un concurso promovido por el centenario de la Batalla de Pichincha. El trabajo ganador fue publicado en el semanario El ferrocarril del norte, de la capital provincial.

Luis Enrique Cisneros dejó inéditas varias obras: los dramas La promesa y Por la causa; además: Escritores, Pensamientos y El protocolo de la infamia. El Instituto Otavaleño de Antropología publicó, en 1983 , una compilación de sus poemas Terruñal y Versos de juventud. Hay que destacar que es de su autoría la letra del Himno a Otavalo, que dice así:

I

Caro a Dios y a la Patria, Otavalo,
Luminoso y azul por doquiera,
De natura precioso regalo
Que enriquece de encanto la Sierra.

II

De inefables embrujos tesoro
De rincones de ensueño bordado;
Con tus bellos crepúsculos de oro;
Con tu Lago de garzas orlado.

III

Con patriótico afán lucharemos
Porque brille tu nombre en la historia;
Siempre libres y unidos iremos
Adelante exaltando tu gloria.

De su pasión por la música hay que rescatar su propio Método de guitarra y más de doscientos pasillos, debidamente registrados en la Sociedad de Autores y Compositores del Ecuador (SAYCE) y en el Ministerio de Educación y Cultura.

Vivió siempre en Otavalo y allí se vinculó con las grandes causas de su pueblo; fue Jefe Político del Cantón, Presidente del Concejo Municipal, Presidente del Club Social 24 de Mayo. Presidente del Centro Agrícola Cantonal, Presidente de la Junta Administrativa del Hospital San Luis, fundador del Núcleo de Capacitación Agrícola hoy transformado en el Colegio Técnico Agropecurio Carlos Ubidia Albuja.

El académico Gustavo Alfredo Jácome escribe un Preludio en la edición de Versos de Juventud, donde descubre a Luis Enrique Cisneros como el varón de dolores y doloras de amor. Y en el análisis de su obra, Jácome dice que es

llaga de amor su alma. En desangre de música y poesía. Porque es compositor y poeta, unimismadamente. Su desbordante lirismo se ha extravertido en tesituras de más de un centenar y medio de pasillos y tonadas, a través de los cuales solloza su alma acongojada.Gustavo Alfredo Jácome

En los últimos años de su vida, Luis Enrique Cisneros amó la soledad, por ello Gustavo Alfredo Jácome dice: «El poeta, ¿vive? ¿muere?, sobre el acantilado de su soledad. Soledad buscada libremente, deliberadamente. Soledad de cumbre. Soledad que se esconde un alma tormentosa y atormentada. Soledad de orgullosa singularidad en medio de la pequeñez circundante…»

La obra completa de Luis Enrique Cisneros está todavía por conocerse: poemas, sus escritos y su música esperan salir un día a la luz para poder valorar su espíritu sensible y creativo. Falleció en Otavalo el 24 de septiemb de 1985.


Fuente: Jaramillo Cisneros, Hernán (Compilador). “Por las calles de Otavalo. -De arriba abajo-” Revista Sarance -Serie Monografías- No. 1. Instituto Otavaleño de Antropología y Universidad de Otavalo, 2006. Web. 31 de octubre de 2016.